Enlaces interesantes

Pokemon Go usa el gestor de contenedores Kubernetes para su cloud.

Alguien está aprendiendo como tumbar Internet. ¿China, Rusia? Ataques calculados para medir las defensas.

Slack usa PHP para la mayoría de su lógica servidor, lo que es una elección poco habitual hoy. ¿Porqué decidieron hacerlo así?

Cuando el periodismo volvió a ser la clave en Estados Unidos. En esta campaña han dicho claramente que un candidato mentía cuando mentía, sin medias tintas.

Uso de “relojes de aroma” en oriente para medir el tiempo. El polvo de incienso quema de forma regular dibujando figuras sobre objetos muy singulares. El incienso quema a un ritmo conocido que permite conocer la duración que va a tener una sesión. Una forma de percibir un tiempo que no se escapa.

El Progreso nos pide saber detenernos

Sigo leyendo el libro de Byung-Chul Han y me hace pensar.

El tiempo que vivimos es un tiempo sin duración, donde los presentes se apelotonan y la historia no tiene valor. El tiempo carece de un sentido y esto genera una sensación de aceleración, no porque vivamos a gran velocidad, sino porque cambiamos mucho.

Es una época de informaciones y acontecimientos, no de saber y experiencia.

Como personas vivimos en un derroche continuo de acontecimientos que sin embargo no nos llevan a una vida plena. De forma similar como sociedad derrochamos energías y sin embargo nos alejamos cada vez mas de la Edad de Oro. Buscamos la novedad sin sentido, y olvidamos el pasado, la historia.

La economía da peligrosos bandazos en función de las modas, y las burbujas crecen y explotan. Estas también abundan en tecnología. Los paradigmas se repiten con nombres diferentes, queriendo tirar a la basura todo lo que había hasta el momento. Las sumas de dinero se gastan, y los resultados son mediocres.

Los fuegos artificiales no llevan a la Abundancia.

Para vivir en Abundancia tenemos que aprender a demorarnos, y volver a dar sentido al tiempo.

Paradojicamente, el Progreso nos exige saber detenernos.

Huerto hidropónico en casa

Esta semana hemos empezado a montar un pequeño huerto en casa. Nos gusta lo de cultivar hierbas aromáticas para cocina, y seguro que es algo que le gustará a nuestra hija. En nuestro caso hemos optado por un huerto hidropónico.

Este tipo de cultivos no requieren de tierra, se usa solo agua y fertilizantes, las raices crecen desnudas sobre algún tipo de soporte, natural o sinténtico (lana de roca, lapilli, etc.).Lo bueno de estos huertos es que necesitan menos espacio y son mas fáciles de trabajar puesto que se pueden disponer en vertical con facilidad. Lo malo es que necesitan mas atención y constancia en su cuidado, por la desprotección de las raices.

Hemos empezado por donde hay que empezar, con el semillero de perejil que aparece en la foto. El sistema que hemos elegido es uno sencillo que ofrece IKEA. En realidad, nos hemos metido en esto porque en una visita a la tienda, a mi hija le encantó ver las raices empapadas en agua dentro de una bandeja que tenían expuesta.

Kits que facilitan montarse un huerto así hay muchos. Estos ayudan porque siguiendo unas pocas indicaciones consigues facilmente buenos resultados. Si uno quiere montarselo sin ayuda hay mucha documentación en la red, como este documento completito de la FAO.

Seguiremos informando.

Socialismo sigiloso

Hoy he leido una interesante entrada de Juan Urrutia reflexionando sobre un futuro cercano “digital y global” regido por grandes corporaciones. Un capitalismo futuro que no favorece la competencia y la innovación sino la estabilidad, dado que la propiedad de estas empresas se concentra en manos de unos pocos grandes gestores de patrimonio. Pocos gestores que comparten la propiedad de muchas corporaciones.

Esa estabilidad ya no se verá amenazada por la destrucción creativa schumpeteriana, puesto que si esta asoma la cabeza en forma de empresa disruptiva, es acallada “mediante compra o absorción para mejorar el abanico de bienes o servicios que ofrecen” las corporaciones que conforman este “oligopolio global”.

Un socialismo “imprevisto” donde como dice el artículo de The Economist al que hace referencia Juan: “La revolución está aquí, pero no son los trabajadores los que toman el control de los medios de producción sino los gestores de patrimonio”.

Esta entrada de Juan me ha recordado esta otra del año pasado de José Alcántara titulada “No es pais para indies”. En ella criticaba como irreal e ingenua esa visión de un futuro donde “emprender es fácil, en el futuro no habrá trabajo asalariado, y toda la generación millenial (lo que quieran los dioses que eso signifique) va a montar su propia empresa (y comerse el mundo además, claro) desde un puesto de trabajo nómada y compartido en un espacio de co-working (…)”

¿Habrá espacio para producir fuera de este “stealth socialism”?

Progresista vs Reaccionario

Desde que se inició la crisis, el paisaje político se está transformando por completo. Algo que me ha llamado la atención es la relevancia cada vez mayor del eje progresista-reaccionario como el principal para entender las distintas formas de abordar los problemas actuales. Ya no son izquierda-derecha o liberalismo-intervencionismo los ejes relevantes.

Es algo que nos señala este post de Las Indias, donde David de Ugarte avanza cuales deberían ser las propuestas de un partido progresista europeo, hoy. En este post aparece un extracto de un interesante artículo de José Luís Álvarez en El País donde se dice:

La retórica izquierda-derecha ya no captura los dilemas básicos actuales. La escisión fundamental es ahora entre progresistas y reaccionarios. Esta división coincide con la existente entre pragmáticos o racionales por un lado y antisistema o populistas por otro. (…) Pero, sobre todo, coincide con la escisión entre globales y locales, que aleja al PSOE irremediablemente de los nacionalistas y de Podemos. La izquierda ha pasado de ser fundacionalmente internacional para ahora, precisamente cuando la globalización es real, volverse nacional.

Nuevo eje progresista-reaccionario que provoca la aparición de nuevos partidos o que parece provocar la mutación completa de otros como en el caso del partido Republicano y Donald Trump en Estados Unidos. Como se dice en un artículo de Le Monde Diplomatique de este mes, hablando de la convención republicana en Cleveland del pasado mes de Julio.

«dirigentes republicanos tradicionales vivieron situaciones incómodas» (…) Ted Cruz «el vendedor de banalidades de la derecha religiosa» tuvo que abandonar el escenario entre abucheos. ‘Su’ partido republicano ya no existe (…) porque en Cleveland «las guerras culturales, principal resorte de la derecha estadounidense se ponen entre paréntesis. Peter Thiel cofundador (…) de Paypal, es aclamado cuando proclama su homosexualidad (‘Estoy orgulloso de ser gay, estoy orgulloso de ser republicano, pero de lo que mas estoy orgulloso es de ser estadounidense’). Otro pilar de la fe republicana, el libre comercio también queda en el olvido, ya nadie se queja de los gastos sociales».

Un partido tradicionalmente liberal, pegado a la globalización de las grandes corporaciones, se vuelve nacionalista y proteccionista, un partido que quiere volver a hacer “grande” a su pais. Un partido reaccionario que recuerda a la Rusia de Putin.

Libertad y amistad

Ser libre no significa tan solo ser independiente o no tener compromisos. La ausencia de lazos y la falta de radicación no nos hace libres, sino los vínculos y la integración. La carencia absoluta de relaciones genera miedo e inquietud. La raiz indogermánica fri, de la que derivan las formas libre, paz y amigo (frei, Friede, Freund) significa «amar» (lieben). Así pues, originariamente, «libre» significaba «perteneciente a los amigos o a los amantes». Uno se siente libre en una relación de amor y amistad. El compromiso, y no la asusencia de este, es lo que hace libre.

El aroma del tiempo – Byung-Chul Han

Cantos de sirena

Que poderoso es el mensaje de los nacionalismos. Durante mucho tiempo, tras las matanzas de las guerras mundiales, ha sobrevivido en Europa, debilitado, como algo viejo, atrasado. Ahora en medio de una enorme crisis y con una desconfianza grave en el futuro vuelve con fuerza.

Y es que el canto de los nacionalismos llama a la emoción mas interna, como las creencias religiosas, son un asidero capaz de dar significado y dirección a una vida. David comentaba que son el virus que el Romanticismo alemán transmitió a Europa, y la comparación me encanta porque refleja ese poder de propagación que puede tener.

El Romanticismo surge como reacción al Racionalismo y al Universalismo francés. Siempre he imaginado esto como un hartazgo de los europeos de aquella época, que buscó volver a una supuesta esencia no racional, emocional y natural. Pero lo interesante para mí ha sido darme cuenta de hasta que punto fué beligerante en Inglaterra y Alemania, pues se desarrolló también como un rechazo a la invasión napoleonica. En el caso de los alemanes esto les llevó a cocinar un virus muy “personal”.

En Inglaterra nadie queda indemne tras escuchar la letra del himno Jerusalem, una obra de 1916 sobre un poema de William Blake de 1808: “No cederé en el combate mental, no dormirá la espada en mi mano, hasta que Jerusalem se haya alzado, en Inglaterra sus verdes felices tierras”. En todos lados hay canciones con sentimientos similares.

En España durante el regimen de Franco se potenció el folklore regional como una forma de hacer asumible el desmesurado nacionalismo español de la época. El folklore es un nacionalismo domesticado y es expresión de las mismas ideas y emociones. En Canarias, hay una preciosa canción de mediados del siglo pasado, insularista en este caso pues habla de una isla en concreto (Canarias tiene esas cosas). En Sombras del Nublo se canta: “Sombra del Nublo, altar de mi tierra amada, hay nieve y sol en la cumbre, cumbre de mi Gran Canaria”. Una canción que en la isla de Gran Canaria evoca sus paisajes cumbreros y agrícolas, lejos de la costa donde está el puerto y el comercio. Increible, es muy alemán ¿verdad?

Como los cantos de sirena que se cuentan en la Odisea, hay que atarse bien atado a la proa de tu barco para evitar dejarse engañar por los nacionalismos, por los localismos de cualquier tipo. Hoy en Europa mas que nunca es necesario reivindicar un espíritu universal que es el que nos puede llevar a un futuro de verdad. Con todos sus defectos, mas Europa, de calidad, sigue siendo el camino para los europeos. La batalla contra las miserias de Europa debe hacerse en Europa, no contra Europa. Si no corremos el riesgo de perder el futuro, de no romper el ciclo y volver al pasado.

El aroma del tiempo de Byung-Chul Han

Me estoy leyendo este libro y me gusta como escribe su autor. Es muy claro y no se extiende en exceso presentando de forma sencilla ideas que aportan mucho y con referencias a obras de otros filósofos o escritores escogidas de forma eficaz.

Byung-Chul Han describe el mundo acelerado en el que vivimos, una aceleración que no es real sino debida en su opinión a la inquietud, desorientación y confusión en que vivimos. No se va a ninguna parte, simplemente se salta de un presente a otro, presentes sin duración porque no existe una linea temporal, un pasado y un futuro. Comenta: “la gente envejece, pero no se hace mayor” y “se hace ‘zapping’ entre las opciones vitales porque ya no se es capaz de llegar al final de una posibilidad”.

Me he quedado pensando en la cantidad de proyectos software que surgen hoy en día como alternativas a tecnologías existentes. Muchos se presentan como la gran solución, despreciando de donde vienen. Muchos no llegan a nada. Esta ebullición es fruto de la facilidad para clonar proyectos existentes y es enriquecedor. Lo feo es cuando se olvida o desprecia lo precedente, cuando son fuegos artificiales, proyectos que nunca se hacen mayores.

Relacionado con esto se habla también en este post de Las Indias. En el se propone volver a dar sentido al tiempo de una forma preciosa, recuperando el mito del Progreso. “No se trata entonces de alabar la simple idea de separación sino de retomar la idea del aprendizaje y la capacidad de aporte como el resultado de un estudio previo a partir del cual se hace una nueva propuesta.”

Enlaces Interesantes

Organizaciones duales: La manera que tienen las grandes empresas de abordar la famosa transformacion digital. Si la jerarquía y las economías de escala no funcionan, se crea una organización paralela, plana, en red y orientada al cambio. ¿Funcionará?

Varoufakis se equivoca: la renta básica es una marcha atrás. La renta básica es atractiva: empoderadora individualmente, cruza fronteras ideológicas, es el sueño de la tecnocracia… y sin embargo tendría consecuencias sociales y morales terribles.

How Node.js Powers the Many User Interfaces of Netflix. Node.js sigue irresistible su ascenso al cielo del enterprise software, desplazando lentamente a las tecnologías Java.

Lobos: Así es el verdadero macho alfa. “La principal característica de un lobo macho alfa es una discreta confianza y seguridad en sí mismo. Sabe lo que tiene que hacer; sabe lo que más conviene a su manada. Da ejemplo. Se siente a gusto. Ejerce un efecto tranquilizador” Lejos de la imagen popular de un individuo agresivo.

Descubriendo la magia de OStatus con GNU social. Fundamentos de GNU Social para unirte al proyecto. PubSubHubbub ¡vaya nombre para un protocolo de publicación-subscripción!