Autenticidad

En la entrada anterior comentaba que creía “que nos equivocamos cuando le damos tanto protagonismo a trabajar con los últimos gadgets. Lo importante no son las nuevas maquinitas, sino las nuevas ideas.”. Lo dejé así sin pensar que quería decir exactamente con “nuevas ideas” ¿se trata por ejemplo de que los alumnos tengan la capacidad de generar soluciones nuevas a un mundo cambiante?

En estos dias estoy leyendo el Libro de la Comunidad de los amigos de Las Indias, y tras terminar el capítulo “Sobre la autenticidad” me he dado cuenta que hubiera sido mas exacto decir que “lo importante no son las nuevas maquinitas sino la autenticidad”.

Lo importante no es que el que se educa cree un nuevo mundo, que revolucione o transforme las cosas. Puede acabar creando el mismo mundo, pero debe ser el suyo (será el mismo, pero será nuevo, será autentico). En ambos casos lo importante es que llegue a el desde la experiencia, es lo que lo hará algo real.

Los libros nos presentan una realidad congelada, son un punto de partida. Aprender no es estudiar libros, es mas que eso. Es tener la oportunidad de tener experiencias a las que poder dar respuestas personales y de esa manera quizá llegar al mismo mundo que describen los libros, a la visión de las cosas que cree correcta el autor. O no, y quizá llegar a uno completamente diferente.

Las máquinas no dibujan con tiza

Tengo una hija que no tardará mucho en entrar en el cole, así que ya hemos empezado a plantearnos opciones. Una cosa que me llama la atención es la forma en que las escuelas exhiben tecnología como prueba de excelencia, de calidad en la educación: uso de pizarras electrónicas, de tabletas… Creo que nos equivocamos cuando le damos tanto protagonismo a trabajar con los últimos gadgets. Lo importante no son las nuevas maquinitas, sino las nuevas ideas. Los medios materiales son mucho menos importantes que los humanos.

En las empresas pasa algo parecido, tendemos a confiar demasiado en la tecnología. En este caso, nos pasamos automatizando procesos, queremos cuantificar todo y gamificar el comportamiento. Obligamos a las personas a trabajar en rutas bien definidas, digitalizamos los artefactos con los que trabajan, para disminuir costes, para evaluar mejor, para ganar en previsibilidad.

El problema es que cuando nos pasamos, el valor que podemos aportar las personas no para de reducirse. Si nos comportamos como un programa, mejor pongamos una aplicación o un robot, porque estamos malgastando de forma ridícula las cualidades que tenemos. La empresa funcionará bien en el corto plazo, pero perderá los espacios de reflexión y crítica, y también perderá la visión a medio o largo plazo. No habrá un crecimiento “orgánico”, sino quizá, en el mejor de los casos, algún “pelotazo”.

Las funciones de mas valor que puede ofrecer una persona son imposibles de reproducir por un programita, o por millones de líneas de código. Es bastante pobre pretender conducir el trabajo de forma que las personas se comporten como máquinas, al contrario, lo poderoso es saber sacar partido de forma inteligente al valor de la gente. No hay máquina con la visión de conjunto que tiene una persona. Cuando las máquinas puedan hacerlo será porque se habrán vuelto humanas.

Sobre la crítica franca

Leer a los epicúreos me permite recordar valores y recibir consejos de personas que han puesto en el centro de su vida la amistad verdadera.

Su experiencia y reflexión me ayuda a coser ideas e impresiones mas o menos definidas, que considero obvias sin pararme exactamente a saber porqué. La lectura le pone nombre a las cosas y me ayuda a tener un discurso interno consistente. Las cosas terminan enlazando unas con otras de forma maravillosa.

“Sobre la crítica franca de Filodemo” es un papiro de una biblioteca de Herculano que se salvo de la erupción del Vesubio preservándolo para nosotros.

Creo que la primera vez que oí hablar sobre el “hablar franco” fué a los amigos de Las Indias, un concepto sobre el que han escrito en varias entradas de su blog. A mí me ha tocado hoy volver otra vez sobre ello desde otro ángulo.

Algunas notas que dejo en este blog tras leer una versión de Hiram Crespo:

“La verdad puede ser amarga medicina pero según el maestro [Filodemo], la crítica franca siempre es medicina para nosotros. La crítica franca es síntoma de que somos hombres y mujeres libres.” Solo el franco puede ser libre.

“Es un síntoma de auténtica amistad: los amigos saben y pueden decir la verdad con la buena intención de corregirnos”. No es el caso de los que nos mienten o nos halagan o los que dicen la verdad por envidia o rencor.

“Los mejores amigos hacen una inversión en nuestro carácter y estimulan lo mejor de nosotros y nosotros en ellos […] Al emplear la crítica franca, ellos escogen las palabras con cuidado para que sean provechosas.”

“Algunos amigos no querrán escuchar nuestros sanos consejos ni aprovecharlos […] por orgullo o porque les incomoda ser expuestos o por otras razones […] exigen que vivamos con sus imperfecciones, no importa cuánto amor exista entre los amigos […] son los llamados incurables por Filodemo, y siempre y cuando no tengan un efecto demasiado nocivo en nuestro carácter nos podemos seguir asociando con ellos.”

“Los charlatanes desvían a muchos, apoderándose de ellos después de un poco de estrés y encandilándolos con su amabilidad sutil. Podemos citar montañas de ejemplos de cómo todos los días los charlatanes se aprovechan de los vulnerables.” En los periódicos, en la empresa, en las iglesias, y de entre todas las vulnerabilidades la enorme epidemia de falta de amor que hay en el mundo.

“Debemos reconocer la necesidad de tener sanos amigos, y por el otro la distinción de tener amigos verdaderos y falsos es crucial para ser feliz, porque el no ser capaz de distinguirlos es una de las fuentes de desilusión y sufrimiento entre los mortales.”

El epicureismo ofrece una alternativa de vida completa a cualquier “cristiano” ateo. Son sorprendentes las cercanías si el amor y la compasión están en el centro.

Test plugin wp-gnusocial

Esto es un test del plugin wp-gnusocial. Permite usar gnusocial como plataforma de comentarios a partir de la publicación de un post. Los comentarios aparecen tanto en gnusocial como en wordpress. El plugin todavía en pruebas >> git://enkidu.coop/wp-gnusocial.

Si todo va bien este post aparecerá publicado en liberakampo.org …

 

Unete a la federación con GNU-Social

Esta semana he instalado un sitio de microblogging con gnu-social donde queremos cacharrear y aprender. Lo he llamado Libera Kampo. Si os suena raro es porque quereis ;-). Es Esperanto  y es sencillo de aprender.

GNU-Social es un software de redes sociales de código abierto y gratuito. Básicamente te permite crear tu propia red social dedicada a lo que desees y que esta a su vez forme parte de una red mas extensa compuesta por todos los nodos GNU-Social que existen en el mundo. Desde un nodo puedes tener conversaciones con la gente registrada en ese nodo o también con personas registradas en otros.

gnu

Continue reading Unete a la federación con GNU-Social

Ser Toyota o ser Nintendo

Que será mejor ser Toyota o ser Nintendo. Toyota es el paradigma de la calidad, de la mejora continua, el paradigma de la empresa especialista. Toyota se basa en hacer las cosas cada vez un poquito mejor, sin embargo Nintendo se basa en hacer algo nuevo cada vez.

toyota-nintendo

Esto pensando en empresas, pero, y si nos aplicamos la comparación a cada uno ¿que será mejor? Ser un especialista, ampliando y mejorando lo que ya haces, a la manera de los artesanos o pintores antiguos, o ser mas bien un explorador, un descubridor.

Francamente, creo que nunca me ha gustado verme como un especialista, lo veo empobrecedor. Es cierto que para dar un servicio debes especializarte, pero veo innecesario estar puliendo durante años lo que hago, haciendo las mismas cosas, perfeccionando la técnica una y otra vez.

Continue reading Ser Toyota o ser Nintendo

¿Agile vs Remote?

Cuando leo sobre experiencias de desarrollo ágil en la red tengo la impresión de que mucha gente percibe el Agilismo como algo contrapuesto a tener en una organización personas y equipos trabajando en remoto. ¿Hasta qué punto el desarrollo ágil es compatible con tener equipos distribuidos?

El acento en el agilismo está puesto en la cercanía. Se prioriza la interacción directa entre las personas sobre los procesos y las herramientas. El cliente, el negocio, participa del proceso de desarrollo, no se limita a negociar un contrato.

Continue reading ¿Agile vs Remote?